Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Beticismo.net | 20 de septiembre de 2014

Scroll to top

Top

5 comentarios

El proceso de conversión de Rafael G. Romero en Palmerín

Os mostramos el ritual por el cual Rafael García se convierte en Palmerín antes de un partido (en imágenes)

El proceso de conversión de Rafael G. Romero en Palmerín
70 Ecos Twitter 30 Facebook 37 Google+ 3 Email -- 70 Ecos ×

Rafael García Romero es un chico normal de 33 años, sevillano, atlético y deportista al que le apasionan el fútbol y la Semana Santa. La cosa cambia cuando pasa por los alrededores del Benito Villamarín. La gente se vuelve y lo saludan efusivamente: “¡Ese Palmerín!“, “¿Qué tal Rafa?“… Desde comerciantes de puestos de comida rápida, pasando por señoras y niños, le saludan con cariño y el sonríe amablemente, devolviendo la complicidad de un secreto a voces.

Rafael, cada partido se prepara para adoptar la identidad de la simpática y carismática mascota del Real Betis Balompié: Palmerín. Hemos tenido el gusto de conocerlo en persona y hablar con él para mostrarles a nuestros lectores otro punto de vista del Beticismo más puro, además de la entrevista, os traemos el ritual por el cual Rafael se convierte en Palmerín antes de un partido en imágenes.

[nggallery id=31]

Libro del Betis

Es Técnico Superior en Producción Audiovisual y ha trabajado en el Festival de Cine Europeo de Sevilla. Actualmente está cursando la Licenciatura de Periodismo en Sevilla mientras realiza proyectos de cortometrajes y fotografía.

Comentarios

  1. Rafael Garcia Muñoz

    ¿dejarlo tu? eso ni se te ocurra, Rafa, si viene otro seguro que no lo hace con el mismo cariño e ilusión que lo haces tú. Ese papel está hecho a medida para tí y tú le has sabido dar vida. Animos y no pienses en dejarlo, que tú sí que vales.

    • Estoy totalmente de acuerdo con Rafael, tu tocayo (hasta de apellido) es la horma y el espíritu de Palmerín algo que ni el Real Betis ni el Beticismo podrá pagarle nunca, pero si reconocérselo.

      Desde aquí intentamos poner nuestro granito de área para que todo el mundo se una a ese reconocimiento, muy merecido.

Comente esta noticia

Queremos saber tu opinión, deja tu comentario

La viñeta semanal de David Solís