Berni Rodriguez: «Me lo estoy pasando muy bien en esta nueva etapa»

Bernardo Rodriguez Arias. Conocido durante su etapa de jugador profesional de baloncesto en Málaga, Murcia y Sevilla como Berni Rodríguez, lo ha ganado casi todo sobre la pista. Jugador de la generación de oro del baloncesto español, con 17 temporadas como profesional a sus espaldas y con un palmarés envidiado por muchos: Liga ACB, Copa del Rey, Copa Korac, Mundobasket 2006 y medallas de plata en el Eurobasket de 2007 y Juegos Olímpicos de Pekín en 2008.

Desde el pasado mes de julio, Rodríguez vive una nueva vida alejada de las pistas y centrada en los despachos como director deportivo del Real Betis Energía Plus, donde nos recibe para contarnos cómo han sido estos intensos meses en su nuevo puesto.

Berni Rodriguez atiende nuestras preguntas | Foto: Tomás Quifes

¿Qué valoración tiene sobre la nueva situación del club tras la pasada junta de accionistas?

Bueno, era justo lo que nosotros queríamos. Poder estar trabajando con una mentalidad a medio y largo plazo. Estamos muy contentos con esa tranquilidad, tras la inestabilidad que hemos tenido estos últimos tres veranos y que vamos a conseguir ahora para poder trabajar, como he dicho antes, a medio y largo plazo.

El nuevo aficionado bético está predispuesto a aprender cómo funciona el ambiente que reúne el baloncesto.

¿Le sorprende la situación que vive la grada en San Pablo?

Desde el día uno dijimos que viniera la gente para pasárselo bien, cantando lo que quiera, mientras anime al equipo y, si lo que tira más es la historia, nosotros encantados. El nuevo aficionado bético está predispuesto a aprender cómo funciona el ambiente que reúne el baloncesto. Lo importante es animar al equipo y las palabras que se digan no son tan importantes mientras se anime al equipo. Estoy encantado de que se cante «Caja».

Sabemos que, para crecer, el Real Betis Energía Plus costará dinero al Real Betis. ¿Cree suficiente el presupuesto que maneja el club?

La diferencia presupuestaria entre los equipos de arriba y de abajo de la clasificación son enormes. La idea es ser autosuficientes y crecer de la mano del Real Betis con patrocinio, masa social y, ahora que pertenecemos al 100%, hacer un proyecto en crecimiento, que no va a pasar de un día para otro. Hay que luchar mucho para crecer económicamente.

Sigo diciendo que, dentro de nuestras posibilidades, tenemos una plantilla compensada.

Dicho presupuesto se encuentra en la mitad de tabla de la ACB. Dijo en septiembre que estaba de acuerdo con la planificación deportiva. ¿Sigue pensando lo mismo?

Una cosa es la teoría y otra la práctica. Sobre el papel estábamos contentos con lo que habíamos pensado. Hemos tenido el inconveniente de Zoric, que nos ha marcado un mes de bajón pero lo hemos arreglado bien con la llegada de Mahalbasic y volvemos a tener el mismo estilo de equipo. Sigo diciendo que, dentro de nuestras posibilidades, tenemos una plantilla compensada.

Sabemos que siempre rastrea el mercado en previsión de incidencias. ¿Se plantea reforzar el plantel en algún puesto concreto?

El equipo es un ser vivo y va evolucionando en una dirección u otra. Siempre vamos rastreando el mercado buscando opciones para mejorar el equipo. No lo desechamos y tampoco sabemos si vamos a reforzarlo; veremos en estos meses si es necesario o no.

Uno de los casos significativos es la falta de oportunidades de Marc García, ¿cómo valora su situación?

Todos nos ponemos muy nerviosos cuando un jugador de 18, 19 o 20 años juega poco. No todos los jugadores pueden jugar con esa edad. Luka Doncic, Juan Carlos Navarro o Ricky Rubio sólo hay uno y es muy complicado jugar en está competición. Por eso hay que tener calma. Marc García es un jugador con muchísimo talento y tiene algunas carencias que tiene que ir mejorando. Tiene una predisposición fantástica para hacerlo y tendrá sus oportunidades, que seguro que las aprovechará.

Marc García en el banquillo de San Pablo durante un partido del Real Betis Energía Plus | Foto: Jose Luis Contreras

Otro que no está teniendo el nivel es Juanjo Triguero y se está viendo superado por Cate. ¿Su fichaje fue recomendación suya o del entrenador?

Todos los jugadores que vienen han sido consensuados por Zan Tabak, Fernando Moral y yo mismo. Juanjo reunía muchos requisitos por los que nos podía ayudar ya que es cupo, conoce la casa, conoce la liga y nos iba a dar mucho recorrido en ese puesto de pívot de rotación. Le ha costado mucho entrar en el físico y nivel del equipo, pero en estas últimas jornadas su rendimiento ha cambiado. Nunca va a ser un jugador que destaque por su físico y por sus números en sus estadísticas, aunque lo que queríamos de él sí se está dando en estas últimas jornadas. Esperemos que se siga dando el mismo rendimiento el resto de la temporada. En el caso de Emi Cate, es un jugador que va creciendo y tiene oportunidades para seguir haciéndolo. Que juegue uno u otro ya depende del entrenador.

El éxito en temporadas pasadas fue la confianza en la cantera. ¿Piensa seguir la misma línea que en el pasado en este campo?

Sin duda, queremos seguir la linea de éxito con la cantera, ya que este club tiene una historia de trabajo con ella y no queremos dejarla de lado. Un Kristaps Porziņgis va a salir una vez cada muchos años, pero queremos seguir esa evolución de jugadores de cantera en el primer equipo. Niko Radicevic ha vuelto tras sus problemas físicos y está siendo una pieza importante. Leo Cizmic entrena todos los días con nosotros aunque después juegue con su equipo. Entrena con nosotros también de forma habitual Andrzej Pluta. Son jugadores muy jóvenes que todavía no tienen la madurez suficiente para jugar con el primer equipo pero, sin duda, la apuesta por la cantera sigue siendo fuerte.

Tardamos más de lo que nos hubiese gustado en traer a un jugador

¿Qué objetivo se marca para lo que resta de temporada?

Que sigamos creciendo dentro del propio grupo. Quiero decir que es un grupo nuevo, con un entrenador nuevo y esto requiere un proceso que puede tardar mucho o poco, según el equipo. Se está viendo ese crecimiento, sobre todo después de ese mes con el tema de Luka Zoric, que desestabilizó mucho al equipo en el juego y moralmente, ya que tardamos más de lo que nos hubiese gustado en traer a un jugador, pero queríamos acertar y dar con el adecuado y creo que lo hemos conseguido con Rasid Mahalbasic. Por eso, en está tranquilidad que tenemos ahora es donde queremos crecer y se está viendo en estas últimas semanas que tenemos que seguir y no podemos parar.

Hablemos un poco de usted. ¿Cómo lleva estos meses retirado de las pistas y encerrado en un despacho?

Es difícil y complicado. Lo único que había hecho en mi vida profesional era jugar al baloncesto y ahora estoy haciendo otra cosa totalmente diferente. Es difícil, ya que me siento muy responsable de todo lo que pasa aunque muchas cosas no dependan de mí, pero me lo estoy pasando muy bien en está nueva etapa de mi vida y disfrutando mucho con el apoyo de toda la gente del club. Además, aprendo cosas que no sabía y las que ya sabía las intento poner en práctica.

¿Qué momentos han marcado su carrera en nuestra ciudad? ¿Alguna anécdota en especial?

En nuestro primer año, que pasaron tantas cosas y fue tan complicado, disfruté muchísimo. Fue un año muy divertido con seis jugadores de 20 años o menos y yo haciendo de padre gritándoles «no soy vuestro padre, soy vuestro compañero». El ayudarles a crecer fue por una de las cosas por las que vine. Y una de las cosas que más me marcó fue el año pasado, a falta de cinco o seis jornadas, cuando decidí retirarme y me reuní con Luis Casimiro y Fernando Moral para comunicarles que me iba a retirar y que estaba a su entera disposición para lo que hiciese falta. Fue un momento importante, ya que fue la primera vez que lo expresé verbalmente mi retirada.

Si alguna vez se queda sin empleo, ¿ha pensado ser traductor de entrenadores? Ya se le dio bien en el pasado.

(Ríe) Eso ya lo he explicado más veces. Se ha sacado más de contexto que lo que realmente fue. Mi entrenador (Scott Roth) me pidió que le hiciera de traductor en una rueda de prensa. Él dejó claro que eran sus palabras y no las mías, y luego muchas cosas de las que dijo eran verdad. Yo habría actuado diferente, en el sentido de haberlo dicho y haberme marchado o viceversa, con las cosas que a él le dijeron que iban a pasar y luego no pasaron, y pienso que, en la parte no baloncestista, fue también una víctima.

Berni Rodriguez contesta las preguntas de nuestro redactor | Foto: Tomás Quifes

Escrito por

<p>Sevillano y sobre todo bético. Para nuestro JL la fotografía es una forma de vida. Programador Informático y Community Manager en potencia, junta sus dos pasiones para que el Beticismo pueda disfrutar de las mejores imágenes, ademas lo podrás ver con la cámara en mano recogiendo la opinión de la afición bética.</p>