Rubén Castro sin capa

A Rubén Castro siempre hay que esperarle, porque es un delantero que en la medida de lo increíble siempre logra ser letal. Desde luego sus mejores años ya pasaron, e incluso su estado físico se torna en incógnita tras su periplo asiático, pero esta vez – por fin – se va a encontrar un equipo que propone cosas, un conjunto que no se agarrará a él de forma desesperada como ha ocurrido durante tantos años.

Rubén Castro ha dado sentido a Betis que no lo tenían, porque su capacidad de marcar sin atender a méritos era apabullante. El canario era el sistema; no es el que él acercara a su equipo a la victoria, sino que en más ocasiones de lo deseable de él dependía puntuar. Ahora, mejor o peor aplicado, hay sistema, hay algo que ofrecerle al mito verdiblanco. El conjunto verdiblanco dispone de más recursos ofensivos que en temporadas anteriores y, por tanto, de más posibilidades de acercar al gol a un Rubén Castro con cada vez más dificultades para guisarse él los tantos.

En las últimas temporadas vimos un Rubén Castro lejos del área en demasiadas ocasiones, algo que nunca le vino bien, y menos a estas alturas. En un Betis que aplique bien el modelo de Quique Setién, a Rubén se le buscará en el área, de la que hace su recreo. El problema es que los datos demuestran que a Setién y a los verdiblancos les está costando conquistar dicha zona, pues el conjunto de La Palmera es el sexto equipo de la Liga que menos dispara desde dentro del área.

El conjunto bético curiosamente está entre los que menos disparos realiza por partido – el 17º – pero al mismo tiempo es el 4º más efectivo. En este sentido, Rubén Castro es un jugador que prueba más fortuna que Sergio León y, sobre todo, que Sanabria, a quien por media suele doblar en dicho registro. Por tanto, se puede esperar que con él se finalicen más jugadas, pero lo determinante será si mantiene la eficacia que sus dos compañeros ha demostrado hasta la fecha.

Probablemente ya no esté para ser el numen que durante tanto tiempo fue, ni para que le tomen por brújula, pero sí es un jugador que con la baja de Sanabria y el poco dinero disponible puede sumar. Aun así, cabe destacar el poco entusiasmo que Quique Setién ha manifestado en numerosas ocasiones cuestionado sobre el regreso de Rubén Castro a la disciplina verdiblanca. Significativa fue la rueda de prensa en la que preguntó a los periodistas que si ellos sabían cuándo el canario podría entrenar con el equipo. Parece que algo no le termina de encajar, pero de ser así, dicho problema al menos no es destellante a la vista del público.

Escrito por

Uno de tantos béticos que sufren y disfrutan desde la lejanía. Periodista deportivo. Apasionado del balompié y de todo lo que sucede sobre el verde. Piensa que podría vivir sin el gol, debido a su fascinación por todo lo que sucede en el juego: movimientos, espacios, etc. Esa fascinación es la que pretende reflejar en sus artículos. Eso si, nada como explicarlo con el sabor de las deliciosas victorias verdiblancas. Siempre ha pensado que lo sueños son mentiras que un día deja dejan de serlo.

No comments

LEAVE A COMMENT