Rocío Galvéz: «Estuve a punto de dejar el fútbol»

Rocío Gálvez​ (Córdoba, 1997), primera jugadora de la historia del ​Real Betis Féminas​ en debutar con la selección española absoluta, se ha convertido en uno de los pilares de la defensa para su entrenadora, ​María Pry​, con sólo 21 años. La central  habla de sus comienzos en el mundo del deporte, de la situación actual del equipo en este tramo final de temporada y de la actualidad del fútbol femenino ​Beticismo.net ​antes del esperado derbi de este fin de semana ante el Sevilla F.C.

P. ¿Cómo fueron sus principios en el mundo del fútbol? ¿Desde pequeña pudo jugar en un equipo femenino o ha jugado en equipos mixtos?

R.​ Al principio jugué en un equipo alevín masculino, en Córdoba. Entrenaba tanto con el femenino como con el masculino, pero no podía competir con el femenino. Y ahí empezó mi carrera, un poco tarde, porque primero jugué al tenis, pero le dije a mi madre que ese deporte no era lo mío, que a mí me gustaba más el fútbol. Y aquí sigo, desde que me apunté hasta ahora.

P. ¿Cómo valora su trayectoria profesional desde entonces?

R.​ La verdad es que no me esperaba para nada mi trayectoria, no pensaba que iba llegar tan lejos, como ir a la absoluta, categorías inferiores, llegar al Atlético del Madrid, etcétera. Para mí han sido increíbles todos estos años que llevo en el fútbol.

P. Su posición en el terreno de juego es de central. ¿Se vería en otra posición que no fuese ésa?

R.​ Pues, si te digo la verdad, he jugado en todas las posiciones menos de portera. Empecé de extremo, luego de lateral y ya me dijeron «venga ya, eres muy mala, ahora de central» (ríe). Menos de portera, porque me da un poco de miedo lo de tirarme, pero la verdad es que me adapto en todas.

P. En esta profesión se suele tener un ejemplo a seguir. Si es así en su caso, ¿cuál sería?

R.​ Siempre me ha gustado Ruth García, del F.C Barcelona. Desde pequeña me he fijado en ella. Ahora también me fijo en Irene Paredes, que juega en mi posición. Para mí ambas son una referencia, ya que han llegado a la absoluta y han estado ahí mucho tiempo.

P. ¿Cómo se definiría futbolísticamente a sí misma?

R​. Muy competitiva y luchadora. Siempre me defino así, porque no doy un balón por perdido, voy a por todas.

P. Es típico en este deporte que se tenga alguna costumbre, tradición o ‘manía’ antes de cada partido, de saltar al terreno de juego. ¿Tiene usted alguna?

R.​ Me pongo siempre la espinillera izquierda y después la derecha. Sólo esa, no tengo ninguna (costumbre) más.

P. ¿Cuál ha sido el momento más duro de su carrera hasta ahora?

R.​ La lesión que tuve el año pasado, de los dos (ligamentos) cruzados. Te tienes que retirar de los terrenos de juego, vuelves y te vuelves a lesionar… Creo que ése es el momento más duro. Sobre todo porque no haces lo que más te gusta. Ves a tu equipo desde fuera y no ves el momento de regresar.

P. Si tuviera que quedarse con el partido más especial de su carrera, ¿cuál sería?

R.​ ¡Uf, pues tengo muchísimos! Pero si tuviera que quedarme con uno me quedaría con la final del Mundial sub-17. Fue inolvidable ver el estadio lleno y, sobre todo, cuando cantaron el himno los de Costa Rica, que allí fue increíble.

P. Además de jugar con el Betis esta temporada, ha debutado con la selección. ¿Qué sintió en aquel momento?

R.​ Pues mucha alegría. Después de una lesión de un año y medio, en el que lo he pasado realmente muy mal, que te llame tu entrenadora y te diga «Oye, que te vas para Chipre, que te ha llamado la selección absoluta», fue muy emocionante. Cuando salté al terreno de juego… No quería decirlo, pero lloré un poco por todo lo que me había pasado durante la lesión y, sobre todo, porque me llegué a plantear la retirada tras la segunda (lesión). Cuando salí fue como dejarlo todo atrás al fin, volver a ser yo y dar lo mejor de mí.

«Para mí, Pry es una persona muy especial, siempre ha estado ahí en mis mejores y peores momentos. Me ha sacado de estar en lo peor, a hacerme sonreír con el fútbol»

Entrevista Rocío Gálvez

P. ¿Ve su futuro en el mundo del fútbol o en otro ámbito profesional?

R.​ Pues ahora mismo estoy sacándome el B2 de entrenadora, para ver si en un futuro entreno o no. No soy de estar mucho con los niños, la verdad, pero bueno, ya se verá en el futuro. Todo lo que sea relacionado con el fútbol, ahí estaré.

P. Además del fútbol, ¿qué otras aficiones tiene?

R.​ Estar con mis amigas, ir al cine, jugar al pádel o al tenis… Todo lo que se pueda hacer, yo lo hago.

P. ¿Sigue manteniendo lo del tenis, no?

R.​ Sí. Muchas veces pienso que, quizás, se me habría dado mejor el tenis que el fútbol (ríe), pero no. Fueron seis años de tenis y, la verdad, que algo se echa de menos.

P. La temporada está a punto de finalizar y su objetivo de entrar en puestos de la Copa de la Reina ya está conseguido. ¿Cómo cree que afrontará el equipo este final?

R.​ Estamos un poco cansadas por toda la temporada. Hemos tenido muchísimas finales para conseguirlo, pero aún queda el derbi, y lo que queremos es estar en lo más alto de la clasificación e ir a por todas en la Copa de la Reina.

P. ¿Cuáles son las sensaciones en el vestuario de cara dicha competición?

R.​ Estamos muy ilusionadas, especialmente porque algunas de las compañeras aún no han podido disputarla. Estamos todas muy emocionadas, queremos que llegue ya, sobre todo el sorteo, para saber con quién nos toca. Tenemos mucha intriga.

P. ¿Tiene alguna preferencia al respecto?

R.​ No quiero que nos toque ninguno (ríe), prefiero que se quede en casa y lo juguemos entre nosotras; en casa la ida y la vuelta. Al final te tiene que tocar uno, ir a por todas y salir al cien por cien. El cruce de cuartos es ida y vuelta, y vamos a salir a ganar. Todos los equipos vamos a salir a por la Copa, y al final se la llevará quien tenga más suerte y quien se lo plantee mejor.

P. Dígame una virtud y una carencia del equipo en general.

R.​ Como virtud, es como una familia. No veo carencias.

P. ¿Cómo es su relación con María Pry?

R.​ Pues la conozco desde hace muchísimo tiempo y, desde siempre, hasta cuando me fui al Atlético del Madrid, siempre ha estado conmigo y me ha llamado en todo momento. Para mí Pry es una persona muy especial. Ha estado ahí en mis mejores y en mis peores momentos; me ha sacado de estar en lo peor, me ha hecho sonreír con el fútbol.

P. ¿Cómo es el ambiente en el vestuario?

R.​ El ambiente es increíble, no tengo palabras. Si estás mal, están contigo; si estás bien, te dicen que no te vengas muy arriba (ríe). Al final, esa unión del vestuario es la que ha hecho que el equipo haya llegado a donde está.

P. Este año, por el Día de la Mujer, el equipo decidió jugar el partido de ese fin de semana en el Estadio Benito Villamarín ¿Qué le pareció la idea? ¿Y cómo fue esa experiencia para usted?

R.​ Para toda jugadora fue increíble salir a jugar a un estadio así, y en especial para algunas de mis compañeras fue aún más importante, puesto que era el Benito Villamarín; el estadio del equipo al que animan desde pequeñas. Las 6.000 personas que fueron a vernos estuvieron animándonos mucho. Creo que dimos la cara ante la afición y ante el mundo entero para demostrar que aquí estamos nosotras también, que podemos llenar estadios. Ojalá que todos los equipos puedan jugar más en estadios así.

Real Betis Féminas - CD Santa Teresa

P. Otros equipos también han tenido la misma iniciativa, como en el Wanda Metropolitano. ¿Cree usted que deben mantenerse estas iniciativas?

R.​ Todavía queda mucho por potenciar el fútbol femenino. Dicen que es un ‘boom’, pero va muy poco a poco y todavía queda para que llegue al nivel del masculino. Pero es verdad que todo lo que podamos conseguir ahora mismo para el futuro pues mucho mejor. Nosotras también tenemos cualidades para abrir estadios y poder llenarlos. Creo que en el Atlético del Madrid se vio, con 22.000 personas, y el otro día, en el Ciutat de Valencia, el Levante reunió a 14.000.

P. La presente Liga finaliza para el Betis Féminas con el derbi fuera de casa. ¿Qué significa ese partido para usted?

R.​ Bueno, yo llevo ya muchos partidos en Primera División y para mí es un partido más. Son tres puntos; no nos jugamos nada ni ellas tampoco. Sólo puntos para lo más alto posible en la clasificación. Es verdad que si hablas con alguna de mis compañeras te van a decir que es increíble, que es un derbi, pero ellas lo viven desde pequeñas. Yo soy de Córdoba y eso no lo llevo todavía en la sangre, pero es verdad que es un partido único que aquí se vive muchísimo.

«Ojalá vista muchos años más de verdiblanco»

P. Defina, si puede, en tres palabras qué es el Real Betis para usted

R.​ Pasión, unión y familia.

P. Lo más probable es que reciba muchas ofertas a final de temporada, dado su nivel y el gran trabajo que ha realizado, aunque aún es pronto para hablar de esto. ¿Se ve vestida de verdiblanco más temporadas?

R.​ Bueno, eso ya depende del club. Este año termino contrato tanto con el Atlético del Madrid como con el Betis, pero, como digo siempre, ahora mismo estoy pensando en terminar la temporada y jugar la Copa de la Reina, y terminar lo mejor posible. Después de todo eso, ya se verá. Ojalá vista muchos años más de verdiblanco.

P. ¿Si pudiera jugar en otro equipo que no fuera el Betis Féminas, en cuál jugaría?

R.​ Si te digo la verdad, con el Betis. No sé como sería con otros equipos, pero me siento muy bien aquí. Me quedo con el Betis, que es el equipo que me ha ayudado a levantarme y a llegar a donde he llegado.

P. Aún no se ha decidido quién va a llevarse la presente Liga Iberdrola. Si tuviera que apostar, ¿lo haría por el Atlético del Madrid o por el F.C. Barcelona?

R.​ Yo creo que tiene más papeletas el Atlético del Madrid. No creo que ‘pinche’ con todo lo que se está jugando; van a ir a por todas. A ver que pasa, porque está la Liga un poco complicada.

P. ¿Un sueño o deseo para lo que queda de temporada?

R.​ Volver a la absoluta y llevarnos la Copa de la Reina.

P. Se debate mucho sobre si el fútbol femenino está por debajo del masculino y sobre si se le da o no la importancia que merece. ¿Usted qué opina al respecto?

R.​ Creo que la mentalidad de mucha gente es la que influye y echa para atrás al fútbol femenino. E verdad que estamos empezando a ser un poquito más relevantes, tanto en la televisión como en las redes, pero lo que nos falta es la mentalidad de esa gente que todavía no apuesta por este deporte o no es capaz de verlo. Falta cambiar esa mentalidad para que pueda llegar al máximo, como el masculino. Hoy en día se puede ver en otro países que el femenino es como el masculino, o mucho más, como pasa en el Olympique de Lyon, por ejemplo. Por eso creo que la clave está en esa mentalidad de la gente.

P. ¿Se podría decir que actualmente estamos viviendo el auge del fútbol femenino, o es pronto para decirlo?

R.​ Todavía es pronto para decirlo. Nosotras estamos intentado hacer todo lo posible para que, por ejemplo, Rosita llegue a sus veinticuatro años y tenga todo lo posible a su alcance en el fútbol femenino; o para que las niñas pequeñas, que tienen mucha ilusión para llegar al máximo nivel, progresen  y tengan su oportunidad.

P. ¿En qué aspectos aprecia diferencias entre el fútbol femenino y el masculino? ¿Ha vivido usted alguna mala experiencia al respecto?

R.​ No, la verdad es que siempre he tenido apoyo de mi familia y de mis amigos. Aunque es verdad que, cuando vas a algún campo, escuchas comentarios como: «¿Cómo va tu niña a ganarle a mi niño?» y esas cosas. Pero esos comentarios, al final, nos hacen más fuertes: aquí estamos nosotras, vamos a por todas y queremos demostrar que el fútbol no es sólo para hombres.

P. ¿Qué opina usted sobre el papel que desempeñan los medios de comunicación al tratar el fútbol femenino, o el deporte femenino en general? 

R.​ Es verdad que en Gol Televisión están apostando muchísimo por nosotras, pero, en cambio, otras cadenas de televisión no, y no sólo ocurre con el fútbol femenino, sino también con otros deportes. Es siempre lo mismo: fútbol masculino, Messi, Cristiano, Sergio Ramos, etc. Y es verdad que, cuando sale el fútbol femenino, o es por algo malo o porque se ha ganado un título. Creo que tienen que pensar un poco más en nosotras y que salgan noticias todas las semanas para llevar al fútbol femenino a donde tiene que estar.

P. ¿Se le ocurre alguna propuesta para potenciarlo?

R.​ La propuesta es la que mencionaba anteriormente: cambiar esas mentalidades, que vengan un fin de semana a vernos y comprueben que nosotras somos capaces de llegar a lo máximo. No seremos ni Cristiano, ni Messi, pero tenemos cualidades y podemos llevar el fútbol femenino a lo más alto.

P. Para finalizar, ¿qué mensaje le mandaría a las personas que aún consideran, por desgracia, que el fútbol femenino no es vistoso o de calidad?

R.​ Que vengan a un partido a vernos. Nosotras jugamos de corazón, no por ganar un premio u otro. Lo hacemos porque, realmente, este deporte nos gusta.

Entrevista Rocío Gálvez

Escrito por

Joven estudiante de Periodismo. Amante del fútbol y futura periodista deportiva. Quiere ofrecer una mejor imagen de este periodismo tan cuestionado actualmente, y demostrar que su criterio es igualmente válido.

No comments

LEAVE A COMMENT