‘Press review’ del CD Leganés – Real Betis [3-2]

LA CRÓNICA: NI GUINDA, NI RÉCORD

Ni guinda, ni récord, ni nada. El Real Betis despidió la temporada volviendo al pasado, con una actuación bastante mediocre en un día que invitaba a todo lo contrario. No importó que fuese el último partido de Rubén Castro, a pesar de restarle un año de contrato; tampoco que estuviese en juego el quinto puesto, con el plus económico que ello supone: los verdiblancos no compitieron a la altura de su posición en la tabla, algo que se paga caro ante un equipo como el Leganés. Los pepineros, a su forma, con uno menos y un once con más cambios que los visitantes, se llevaron un partido que tuvieron que remontar, tras el tanto heliopolitano. El meta Serantes, Tito, Múñoz, Omar Ramos, Gumbau, Naranjo, Guerrero; muchos cambios por parte de un Asier Garitano que, como Martin Mantovani, se despedían del equipo en el que pasaron de Segunda División B a Primera en cinco temporadas.

En el lado verdiblanco, Setién innovó mucho menos que el míster pepinero. Francis, Camarasa, Campbell y Rubén saltaban al césped de Butarque en un once que se articuló en un 4-4-2, con Fabián y Jordi Amat en un doble pivote que, viendo la alineación, parecía para el palaciego y Camarasa. Veinte minutos tardarían los verdiblancos de ponerse por delante y, sin saberlo, de alejarse de la victoria. Tras un inicio de encuentro con monopolio del cuero por parte de los de Setién, un despiste de la zaga local originó un balón de oro para Rubén Castro, que asistía a Joel Campbell para el 0-1. Curiosamente, el canario se disfrazaba de asistente en el partido en el que necesitaba ser más goleador que nunca. Todo apuntaba a una tarde plácida, en la que el Real Betis se haría con los tres puntos y esperaría el tropiezo del Villarreal.

Más favorable, que ya es decir, se ponía el encuentro tres minutos después, con la expulsión de Diego Rico. El espigado lateral se marchaba a la ducha tras una falta sin demasiada historia, que decidió aderezar con un aplauso intolerable para el arbitro. Gil Manzano decidía castigar el desquicie de los locales, iniciado tras el gol de Joel Campbell, que consideraban ilegal. Lejos de seguir cayendo por el precipicio, el Leganés empezó a hacerse dueño del encuentro. Juntos, con dos lineas de cuatro, los de Garitano bloqueaban el juego visitante y lo intentaban a la contra. En un córner, cinco minutos después de la expulsión, la línea defensiva brindaba el empate a Siovas, que cazaba un balón muerto en saque de esquina. Fallo en las marcas, Durmisi habilitaba al central griego y regresaban las tablas a la capital.

Hasta el descanso, los verdiblancos tenían el cuero, demasiado, pero eso no se traducía en ocasiones de peligro. No se finalizaban jugadas, el balón iba de un lado a otro de forma demasiado lenta y previsible, una situación idílica para los locales. Diez contra once, un dato que en la mayoría de partidos es clave, pero que en Butarque no importaba absolutamente nada. Al descanso, el cansancio del Leganes y un fútbol más rápido del Real Betis eran las bazas para romper el empate, pero la realidad deparaba un escenario aún peor para los de Setién. Volviendo al 3-5-2, los verdiblancos empezaron bien el segundo tiempo, invitando a pensar que se vería algo diferente, sobre todo tras un remate de Loren que, de manera inverosímil, detenía Jon Ander Serantes. Esa parada se convertiría en oro minutos después, con el tanto de Naranjo. Marcaba la otrora promesa del Nástic, pero más de medio gol era de Jordi Amat. El catalán, después de muchos partidos a un gran nivel, volvía a estar en el ojo del huracán.

Dejar botar el balón en varias ocasiones, con un delantero presionándote, es un error incompatible con un defensor de Primera División. Falló, se desentendió de la jugada y gol. 2-1, el Leganés remontaba con un menos, pero infinitamente mejor sobre el verde. Tonny Sanabria y Rafa Navarro, jugador defenestrado desde aquella fatídica noche ante el Cádiz, saltaban al campo por Amat y Loren. Cambios difíciles de entender, especialmente el segundo, viendo lo que se quedaba en el banquillo. Minutos después de dichas modificaciones, Tonny Sanabria conseguiría el empate, después de una mala salida de Serantes, que no llegó a tiempo para despejar el balón a pesar de su rapido movimiento. 2-2 y Joaquín al cambio por Fabián, movimiento que dejaba huérfano de un mediocentro como el ‘6’ sobre el terreno de juego. La locura continuó y tocó a su fin un par de jugadas después, con el gol de Amrabat. Nula defensa en un saque de banda, unido al toque de Rafa Navarro en el disparo del marroquí: demasiadas ayudas.

La entrada al campo de Martin Mantovani y una doble ocasión del Real Betis fueron lo poco salvable de un tramo final en el que los verdiblancos no inquietaron con garantías la meta de Serantes. Mal partido en Butarque, no hay que poner paños calientes. Ahora, vacaciones, fichajes y los cinco sentidos en un Betis mucho mejor que el actual.

PORTERÍA
Pedro López 90 minutos 5/10

Cero paradas, dos goles. Uno, fruto de un error más que grosero de Jordi Amat; el segundo, con un toque que le descoloca y hace inútil su estirada a contrapie.

DEFENSA
Francis Guerrero 90 minutos 5/10
Aïssa Mandi 90 minutos 4/10
Marc Bartra 90 minutos 6/10
Jordi Amat 90 minutos 2/10
Riza Durmisi 90 minutos 5/10

FRANCIS: Muy protagonista en ataque, pero resolviendo siempre de forma incorrecta.

MANDI: El monopolio del cuero por parte de los verdiblancos le hacía ser un centrocampista más, aunque con el mismo espesor que el resto de futbolistas. El saque de banda del 3-2 merecía una defensa mucho mejor por su parte.

BARTRA: El mejor de los centrales, tanto con balón como sin él. No falló en ninguna acción defensiva.

AMAT: Como le ocurrió en Mestalla, volvió a demostrar su inoperancia en balones aereos a la espalda. Esta vez, en lugar de un mal despeje, no lo hubo, lo que costó un gol.

DURMISI: Valoración parecida a la de Francis. Casi siempre elige la peor opción para finalizar sus intervenciones por el costado.

CENTRO DEL CAMPO
Fabián Ruiz 90 minutos 6/10
Víctor Camarasa 45 minutos 5/10
Joel Campbell 90 minutos 7/10

FABIÁN: Tuvo criterio con el cuero e intentó generar ocasiones de peligro. Tiene un magnífico disparo a portería, pero lo utiliza menos de lo que debería, especialmente en encuentros como el de hoy.

CAMARASA: Aprobado, pero sin más. Ni en el último partido de la temporada se pudo ver al Camarasa del Alavés, por deméritos propios y mal posicionamiento.

CAMPBELL: Un gol que sirve para cerrar la temporada con una sonrisa, después de todo el calvario de lesiones. Cumple contrato con el Arsenal este próximo mes de junio, por lo que podría ser una opción para la próxima temporada.

ATAQUE
Loren Morón 90 minutos 5/10
Rubén Castro 45 minutos 5/10

LOREN: Tuvo una de las ocasiones más claras del partido, más allá de los dos tantos verdiblancos, abortada por Serantes.

RUBÉN: No pudo ni siquiera igualar el récord, ya que el equipo no fue capaz de generar. Es triste que la despedida de una leyenda como el canario sea un partido como este.

SUSTITUCIONES
Rafa Navarro 21 minutos 3/10
Tonny Sanabria 21 minutos 6/10
Joaquín Sánchez 13 minutos 5/10

Rafa Navarro, después de meses de inactividad, salió en un contexto de partido complicado. En ataque estuvo bien, con ocasiones, pero atrás volvió a tener lagunas. Sanabria, más allá del gol, no tuvo más oportunidades, igual que Joaquín, que intentó sin éxito generar mayor dinamismo al juego.

MVP VERDIBLANCO: JOEL CAMPBELL

  • 5/10
    Portería - 5/10
  • 4.4/10
    Defensa - 4.4/10
  • 6/10
    Centro del campo - 6/10
  • 5/10
    Ataque - 5/10
  • 4.7/10
    Sustituciones - 4.7/10
5/10
Escrito por

Periodismo deportivo. En radio, dirijo y presento el 'Estilo Betis' del martes y colaboro en el Estilo Betis del viernes de Neo FM [90.4]. Ademas, soy redactor en Beticismo.net, con la previa y el 'press review' de cada jornada: Crónica, 'Uno x uno' y MVP del partido, todo en un artículo.

No comments

LEAVE A COMMENT