‘Press review’ del Real Betis – SD Éibar [1-1]

REAL BETIS BALOMPIÉ SOCIEDAD DEPORTIVA ÉIBAR
Pau López Asier Riesgo
Salida Francis Guerrero (87′) Rubén Peña
Aïssa Mandi Salida Iván Ramis (72′)
Marc Bartra Anaitz Arbilla
Salida Sidnei Rechel (17′) José Ángel ‘Cote’
Cristian Tello Salida Gonzalo Escalante (49′)
William Carvalho Joan Jordan
Sergio Canales Salida Fabián Orellana (89′)
Giovani Lo Celso Sergi Enrich
Salida Joaquín Sánchez (83′) Kike García
Tonny Sanabria Marc Cucurella
Entrada Zou Feddal (17′) Entrada Pape Diop (49′)
Entrada Loren Morón (83′) Entrada Paulo Oliveira (72′)
Entrada Antonio Barragán (87′) Entrada Pablo De Blasis (89′)
Gol Fabián Orellana (72′) Gol Tonny Sanabria (21′)

Agridulce cierre de 2018 en el Benito Villamarín. Un sábado como el que se había planteado merecía un resultado mejor, pero se quedó en el punto medio entre ganarlo todo y nada. El Éibar volvió a demostrar por qué es uno de los rivales más complicados para los verdiblancos, arañando un punto gracias a un penalti absolutamente discutible, que cambio el sino del partido en favor de los armeros. Sextos, con 26 puntos y sin perder desde el 25 de noviembre, el Real Betis acaba el año sin poner la guinda, pero demostrando que lleva un par de meses a un nivel bastante alto, que invita al optimismo en 2019.

Cristian Tello y Tonny Sanabria eran las únicas novedades con respecto al once que saltaba a Cornellá la pasada jornada. El catalán cubría la baja de Junior; el paraguayo, la de Loren. Es un hecho que el puesto de nueve vuelve a estar vacante, algo que agradecen tanto el ‘9’ como, esperemos, Sergio León. Con un Benito Villamarín hasta la bandera, rozando las 50.000 personas, el encuentro empezaría con tintes azulgranas y un infortunio que, por suerte, no reviste gravedad. Fabián Orellana abría la veda de ocasiones, con una gran parada de Pau López. Minutos después, Sidnei se retiraría en camilla por un golpe en el hombro. Luxación: no hay lesión grave.

Real Betis - SD Eibar

Zou Feddal, principal damnificado por la irrupción del central brasileño, hacía acto de presencia en un encuentro que se pondría muy de cara a los veinte minutos. Tras dos contras fallidas, Cristian Tello asistía desde el costado a un Tonny Sanabria que marcaba a puerta vacía. Pudo haber llegado el 2-0 de haberse rematado una gran jugada de pizarra a balón parado. Al descanso, los verdiblancos ganaban y aguantaban las acometidas visitantes, además de las continuas interrupciones que saldaron con un pírrico bagaje de dos amarillas para los armeros. Tras la lluvia de peluches, el Éibar se iría imponiendo poco a poco al Real Betis. A los cuatro minutos, Pape Diop entraría al campo por un lesionado y amonestado Gonzalo Escalante, algo que refrescaría una medular física no exenta de calidad.

Bordeando la hora, Giovani Lo Celso cometería una falta que metió el miedo en el cuerpo de los presentes, pero que sería acertada tras la garrafal pérdida en la medular. Orellana estrellaría el balón en la barrera, para delirio del beticismo y alivio de un Real Betis que empezaba a perder el cetro del partido. Enrich y sobre todo Kike García, en un mano a mano con todas las letras, rozarían un tanto que llegaría desde los once metros, con un penalti más que discutible de Zou Feddal. El clásico agarrón en el área que, si se pitara siempre, habría cinco penaltis por encuentro. Hoy tocó el árbitro que lo pitó, pero faltaba el lanzamiento. Pau, empeñado en seguir siendo salvador, estuvo a punto de atrapar un manso disparo de Orellana, pero el balón acabó dentro de la red.

Antes del lanzamiento, Iván Ramis volvía a retirarse por lesión después de encadenar más de tres partidos consecutivos, algo que no sucedía desde abril de este año. El Éibar seguía creciendo y rozaba el segundo, mientras que los verdiblancos no sabían cómo responder. Tampoco el banquillo, que hasta el 83′ no realizó el primer cambio no forzado. Loren y Barragán, en el 87′, eran las variantes propuestas por un Setién al que se le había ido el partido en favor de un buen rival. No dejaron de luchar y se llevaron un punto que les puede saber a poco; tanto el Real Betis como el Éibar habría sido un justo vencedor de un partido que, por desgracia, no fue el mejor cierre de telón a un año de notable alto en Heliópolis.

Real Betis - SD Eibar

TONNY SANABRIA
90 MINUTOS
7/10
Hoy, aunque con suspense, consiguió verse al Sanabria rematador y, como novedad, solidario en tareas defensivas. Presionó y apretó a los defensas armeros, además de bajar al centro del campo para recibir y combinar con sus compañeros. El gol, pero sobre todo su actuación al completo, le pueden hacer dar un salto fundamental para volver a ser un nueve productivo para el equipo.

WILLIAM CARVALHO
90 MINUTOS
7/10
Otro buen partido del portugués, especialmente en la primera parte. En la segunda, el encuentro cambió de mando, con un Éibar vencedor en la batalla del centro del campo. Ahí, el luso estaba demasiado solo, algo que perjudicamente gravemente el rendimiento del equipo. A pesar de que sin él ha sido capaz de brillar el regreso de Andrés Guardado será clave para el crecimiento tanto de Carvalho y el Real Betis.
CRISTIAN TELLO
 MINUTOS
7/10
Es un atacante superlativo, pero en encuentros como hoy sufre en tareas defensivas. Concede demasiados metros al jugador de banda, aunque luego es capaz de recuperar e imponerse en la mayoría de lances. Asistió en el 1-0 y tuvo un par de galopadas interesantes, pero fue uno de los jugadores al que mas le pesó el bajón físico del equipo.
JOAQUÍN SÁNCHEZ
90 MINUTOS
6/10
Cuando el Real Betis impuso su juego, estuvo a un nivel muy alto jugando entre líneas. Combina, arranca y siempre genera peligro, pero en la segunda parte se apagó su luz. Demasiado lejos del área armera hicieron que el portuense ayudase sin balón, siendo el segundo cambio del equipo.

ZOU FEDDAL
90 MINUTOS
4/10
Cometió un penalti riguroso y que no se suele pitar, pero penalti al fin y al cabo. Combinó buenas acciones con fallos defensivos, en el tramo de mayor peligro ofensivo armero. Es un buen central y por ello se puede achacar el bajón de rendimiento a la falta de minutos y un tono físico lejos del óptimo.

No hubo revulsivo en este encuentro. Quique Setién gastó un cambio en el primer tiempo, forzado por la lesión de Sidnei. Tras ese movimiento obligado no tocó el equipo hasta los minutos 83 y 87, donde introduciría a Loren y Barragán. No estuvo fino el cántabro, que no fue capaz de leer el encuentro en el segundo tiempo.

Escrito por

Periodismo deportivo. En radio, dirijo y presento el 'Estilo Betis' del martes y colaboro en el Estilo Betis del viernes de Neo FM [90.4]. Ademas, soy redactor en Beticismo.net, con la previa y el 'press review' de cada jornada: Crónica, 'Uno x uno' y MVP del partido, todo en un artículo.

No comments

LEAVE A COMMENT