Análisis de la vuelta de la semifinal Valencia – Betis

El buen partido realizado anoche en Mestalla no alcanzó al Betis para ganar en Valencia.

Minutos 1 al 55

Béticos y valencianistas sacaron al campo lo mejor de sus plantillas; tan solo se podía echar en falta a Loren en el once bético –su capacidad para bajar balones sería en principio poco necesaria–. El esquema valencianista sería su habitual 4-4-2, pero la colocación de los béticos era más difícil de adivinar y Setién sorprendió (al menos a quien esto escribe) al situar a Joaquín y Francis (que no Guardado) en los carriles, probablemente con la intención de que el mexicano ayudase por dentro en el control del juego. Eligió el cántabro un 3-4-3 como esquema, con Canales, Lo Celso y Jesé arriba, con bastante intercambio de posiciones entre ellos y con el argentino mediapunteando de nuevo como falso nueve, mientras los otros dos delanteros trataban de atraer al central y el lateral de su costado. El Betis renunciaba pues al emparejamiento hombre a hombre en todo el campo, como suele ocurrir ante equipos contragolpeadores contra los que no hay que tomar tales riesgos para quitarles el balón; ganaba así superioridad defensiva para sus tres centrales ante Rodrigo y Gameiro.

Sí era previsible el plan táctico de unos y otros: el Valencia esperaría a una altura media, muy cerrado por dentro y con las líneas bien juntas, mientras el Betis masticaría largas posesiones desde esa misma superioridad numérica de tres contra dos, ahora en su salida de balón. Sabedor de que tendría mucha más profundidad por la banda derecha de Mandi y Joaquín que por la izquierda de Sidnei y Francis, el Betis evitaba que fuese el brasileño quien saliera en conducción y se tomaba todo el tiempo del mundo para que fuese Mandi quien lo lograse. Por demás el objetivo del Betis durante la primera hora sería controlar el juego evitando a toda costa pérdidas en salida (pues robar y salir con muchos jugadores a la contra era, claramente, el plan de juego de su rival), y tratar de llegar a la puerta contraria en jugada elaborada. El Betis usó esta vez algunos balones largos con dos fines: buscar desmarques a la espalda de la defensa valencianista (para crear peligro y también para obligar a esa línea a recular y así crear espacios entre las dos líneas de cuatro locales), y buscar el mano a mano de los delanteros contra los defensas valencianos en las contadas ocasiones en que un extremo valencianista saltaba a la presión alta sobre Sidnei o Mandi; por ejemplo contra Sidnei:

El Betis no carecía de algunos defectos, como el bajo ritmo de circulación de balón impuesto por Carvalho cuando los centrales acababan su paciente trabajo de toque (incapaz el portugués de pasarla nunca a los tres hombres de arriba) y la falta de verticalidad cuando el Betis robaba con su eficiente Gegenpressing. Pero en general el plan funcionaba bien: el Betis controlaba el juego (no solo la posesión, que también) y llegaba más a puerta que los locales, en alguna ocasión con bastante claridad.

Minutos 55 al 78

Setién se ve obligado a pasar al plan B antes de tiempo, previsto en todo caso si se mantenía el 0-0. Aquí comete, a nuestro modesto entender, sus únicos errores del partido: había poco que perder y la complicada tarea de meter dos goles a un Valencia encerrado requería riesgos, de modo que por un lado era necesario meter en el campo a Tello (cierto que saliente de lesión) lo antes posible y por otro la presencia de Carvalho era ya prescindible (recordemos el final de partido de Copa ante el Espanyol, por ejemplo) porque el control servía ya de poco. Sí entraba Loren pronto por Francis, lo que mandó a Guardado a la banda izquierda y retrasó a Canales. El partido cambiaba demasiado poco.

Minutos 78 al final

Finalmente Tello entra en el carril zurdo, Lo Celso toma decididamente el mando del partido y el Betis sí crea peligro ante un cansado Valencia que suelta peligrosas contras, sobre todo tras renunciar el Betis a un defensa para mandar a Feddal arriba, muy al estilo del Alexanco de Cruyff. El Betis merece al menos algún gol pero cae derrotado.

Línea por línea

Joel tuvo muy poco que hacer en el gol. Acertó poco en el pase largo.

Mandi afeó un excelente partido con error en el 1-0 al quedarse enganchado atrás por dos veces. Muy bien Bartra, cumplidor Sidnei.

En los carriles Francis cumplió decorosamente en ataque y defensa, y Joaquín cerró aceptablemente su banda (contra la mayoritaria opinión de que no puede jugar ahí) y con balón dio profundidad y conectó con Canales. Guardado tocó bien el balón aunque hizo progresar poco la jugada, al igual que Carvalho, demasiado centrado posicionalmente (pedía el balón a Bartra desde el centro del cuadrado formado por delanteros y mediocentros rivales) y muy conservador con la pelota.

Los delanteros sufrieron el rigor defensivo del Valencia: Lo Celso intervino muy poco hasta el final, Canales no tuvo los espacios que necesita su fútbol y Jesé se las arregló para soltar un par de buenos remates.

Loren anduvo cerca del gol al final, pero no aportó mucho. Tello dio profundidad y Feddal apenas pudo intervenir.

El plan de juego de Setién fue el adecuado y funcionó bastante bien; tal vez debió reaccionar antes ante una situación ya desesperada.

Los comentarios son bienvenidos. En Twitter, @juanramonlara7.

Escrito por

Músico de profesión y físico de formación, o viceversa, sus análisis tácticos le permiten combinar su pasión por el Betis con su interés por el análisis espacial del fútbol, al que contribuye desde plataformas como The Tactical Room. Confiesa debilidad por el fútbol de posición. Colabora también habitualmente con medios como Diario de Sevilla, Scherzo o Radiópolis, entre otros.

No comments

LEAVE A COMMENT